Google+ Badge

Google+ Badge

Páginas vistas en total

martes, 18 de octubre de 2016

No existe lugar sobre la tierra donde yo pueda esconder mis penurias.
La lluvia ácida, la asfixia en la garganta  me persiguen celosas a través del  desierto infinito,
por los montes y las cumbres más altas.
Llevo adheridas a la piel, mis plegarias,
mis pesares. 
No existe lugar sobre la tierra hacia donde yo pueda huir.
Las maldiciones van siempre van un paso adelante.
Publicar un comentario